sábado, marzo 05, 2011

Rechaza López Obrador la posibilidad de que agentes estadunidenses porten armas en territorio mexicano



Oaxaca, Oaxaca
Sábado 05 de marzo de 2011



* El presidente legítimo de México subraya que México es una nación libre y soberana

* Subraya que durante el reciente encuentro entre el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, y el presidente espurio Felipe Calderón quedaron fuera de la agenda bilateral los temas fundamentales.


Por tratarse de una nación libre y soberana, Andrés Manuel López Obrador rechazó la posibilidad de que agentes estadunidenses porten armas en territorio mexicano.

“Nosotros somos un país libre y soberano, no queremos ser un protectorado ni una colonia de ningún gobierno extranjero”, aclaró al destacar que los temas de reforma migratoria y de protección a los derechos humanos de los mexicanos que por necesidad laboran del otro lado de la frontera norte.

En entrevista previa a una reunión con integrantes de los comités municipales y seccionales del Movimiento Regeneración Nacional en esta entidad, subrayó que durante el reciente encuentro entre el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, y el presidente espurio Felipe Calderón quedaron fuera de la agenda bilateral los temas fundamentales.

“Un tema que debió tocarse es el relativo a la reforma migratoria, para que nuestros paisanos tengan un trato de respeto y que les regularicen sus papeles, para que puedan trabajar” y no sean víctimas de acosos y deportaciones, explicó

Con una reforma migratoria se combatiría al mismo tiempo la discriminación y el maltrato “hacia nuestros paisanos que por necesidad tienen que ir a trabajar a Estados Unidos”.

Además recordó que Obama se comprometió en la campaña con una reforma migratoria y hasta ahora no ha cumplido, abundó.

López Obrador hizo énfasis en que la constante violación a los derechos humanos de mexicanos que son asesinados, incluso niños en la franja fronteriza norte, quedó excluido de la reunión.

El asunto cobra relevancia porque “no se castigan a los que cometen estos crímenes” en contra de los connacionales, añadió.

Cuando los reporteros le preguntaron sobre que Calderón no descarta la posibilidad de que los agentes norteamericanos transiten armados por la geografía nacional, el presidente legítimo afirmó que “Calderón está en una situación muy especial, porque ya nadie lo respeta. Vengo diciendo constantemente al gobierno estadunidense que no abuse de la debilidad de Calderón y que no piense que porque Calderón está en una situación de franca debilidad, van a poder hacer lo que les dé la gana en nuestro territorio. Nosotros vamos a actuar siempre defendiendo nuestra soberanía”.

Otro tema que abordó López Obrador fue el relativo al enfrentamiento entre miembros del magisterio con policías federales, en ocasión de una visita de Calderón a esta entidad.

Expresó su confianza de que la administración del gobernador Gabino Cué privilegiará el diálogo y conciliación en la búsqueda de una alternativa de solución al problema suscitado en febrero pasado en la capital oaxaqueña.


“Yo siempre he pensado, lo he escrito y lo he sostenido, que los maestros de Oaxaca son responsables, trabajan en sus comunidades, están vinculados a la gente, donde laboran en bien del pueblo, buscando que haya justicia. Es una organización excepcional, de las mejores organizaciones gremiales. Lo digo porque recorrí los 570 municipios de Oaxaca, los 152 de régimen de partidos y los 418 de usos y costumbres, y hasta en las comunidades más apartadas ahí estaban con la gente”, señaló.

Los comunicadores le insistieron sobre el asunto y subrayó: “Yo espero que haya entendimiento, que se llegue a acuerdos. Confió en Gabino Cué, porque a diferencia de Ulises, Gabino es un hombre de buen corazón, no es como Ulises, de malas entrañas y estoy seguro que si se presentaron estas circunstancias, se va a llegar a un acuerdo y habrá una conciliación”.

A diferencia del gobierno priista de Ulises Ruiz que se caracterizó por recurrir a actos de represión en contra de adversarios políticos, afirmó que “sí les puedo asegurar de que hay garantía de que no se van a violar derechos humanos en el gobierno de Gabino Cué”.

En ese contexto sostuvo que Calderón está malgobernando a México, porque lo que mal empieza mal acaba; “él se robó la Presidencia, él no ganó, lo impusieron los integrantes de la mafia y, desde luego, están a la vista las consecuencias. Antes todo iba mal, ahora todo va peor”, agregó.

En respuesta a pregunta expresa, informó que el Movimiento Regeneración Nacional participará en la contienda presidencial del 2012, para que “podamos entre todos cambiar las cosas, que haya empleo, porque el principal problema nacional es la falta de trabajo, que se rescate al campo del abandono en que se encuentra, que se utilice el sector energético, el petróleo, el gas y la industria eléctrica, para bajar los precios de las gasolinas, el diesel, el gas y la luz”.

También dejó en claro que solicitó una licencia como militante del PRD en tanto se mantenga el contubernio de los dirigentes nacionales del PRD con Felipe Calderón y el PAN.

Durante el encuentro con los representantes de MORENA, el presidente legítimo los convocó a convertirse en protagonistas del cambio verdadero, en particular en convencer a cinco ciudadanos, que pueden ser familiares, compañeros de trabajo, vecinos y amigos, sobre la necesidad de transformar la vida pública del país.

Por la tarde, López Obrador sostuvo una reunión de evaluación con miembros de MORENA en Puebla.

●●●●●

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home