martes, diciembre 05, 2006

los neoinsurgentes mandan lo siguiente:

Compañeros les envio el Astillero que me parece tiene comentarios muy acertados y quise compartir, ya que considero de importancia para los bloggeros y nuestra causa, debajo del articulo tambien encontraran una reflexion inspirada de este articulo y que creo puede ser interesante.
P.D Respecto a la junta por MSN, me conecte a las 8 y media, por que no me fue posible antes y no encontre a nadie, asi que no se si fueron muy breves en la junta o si no se llevo a cabo?.

Un saludo a todos y gracias por sus aportaciones a este blog.
http://losneoinsurgentes.blogspot.com/
---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
lunes, diciembre 04, 2006
Astillero
Julio Hernández López

Felipe el Breve
De magos y escapistas
Guerreros bajo sospecha
Resistencia rutinaria


La insoportable brevedad del ser (presidente). Si el autor del guión original que dio pie a la escalofriante representación del pasado viernes en las tandas de San Lázaro fue un mago (Luis Carlos Ugalde, quien produjo la fantasía de un increíble triunfo electoral por un 0.5 por ciento) a nadie debe extrañar que ese episodio de magno ilusionismo cerrara con una demostración de escapismo institucional en la que, en homenaje al famoso Houdini, un michoacano (Felipe Houderón) en lugar de desaparecer algo se hiciese aparecer él mismo en un foro legislativo luego de recorrer emocionantemente subterráneos, escaleras, pasadizos y, finalmente, una puerta secreta de la que salió con sonrisa plastificada a rendir un asomo de toma de protesta que duró apenas unos pocos minutos, de los cuales un par fueron consumidos en la tregua obligada para cantar el Himno Nacional.
Breve también sería el asomo de esperanza que algún ingenuo hubiese tenido respecto de las promesas felipenses de "rebasar por la izquierda" a su adversario principal. Salvo el detalle menor de reducir en 10 por ciento el salario de la elite burocrática, Felipe Calderón parece estar imposibilitado para aparentar que gobernará con cierto sentido de justicia social. Salvo lo que por obligación retórica diga en sus discursos y luego sea generosamente bien comentado en los espacios mediáticos cada vez más genuflexos (agachones, pues), el abogado Calderón ha diseñado un gabinete de guerra contra toda posibilidad de cambio y mejoría populares (por ello, la frase de "velar por la tropa" y el anuncio de incremento salarial al Ejército).
Rehén confeso de la maquinaria que lo trabajó como ganador ­"trabaja un resultado de 0.5 por ciento, con extra mala leche" habría dicho el gerente de la Fonda México­, Houderón ha reciclado a foxistas como nunca antes un presidente de México había hecho con su antecesor (en una de esas, el propio Felipe pudo haberse nombrado secretario de Energía); poseedor de la banda presidencial y endeudado por esa causa, ha tomado priísmo prestado e incluso ha colocado el emblemático apellido Reyes Heroles en la puerta de entrada de Pemex como parapeto de las tareas sin nacionalismo ni claridad que prepara el felipismo obligado a ser buen pagador. Y, desde luego, F.C. ha instalado en el reino mágico de lo doméstico gobernante a su cauda de jóvenes maravillas: el Equipo Los Pinos que rechina de limpio (expedientes limpios: sin experiencia ni capacidad; funcionarios de la intimidad nombrados solamente por ese juramento de extraños orígenes que se ha atrincherado en las nuevas cabañas del poder).
Breve también es el rango de confianza que generan los legisladores supuestamente miembros de la causa lopezobradorista que en el último tramo del vals acordado desfallecieron combativamente, cayendo de cara al sol, oportunos ejecutores del mexicanísimo ya merito, boxeadores bajo sospecha de prácticas al estilo del famoso Jorge Kawhagi. ¿De verdad pelearon hasta el final, y con todo lo que podían, los diputados que habían jurado impedir a costa de lo que fuera la toma de posesión de quien calificaban de ilegítimo? ¿O sudaron y fintearon, pujaron y empujaron, pero al final aceptaron que se cumpliera el ínfimo ritual necesario para que las negociaciones en lo oscurito pudieran seguir y para que ya aparezcan algunos de esos bravos gladiadores "de izquierda" aceptando las posibilidades del diálogo con el supuestamente "espurio" y acomodándose a la cruda y fría realidad política que obliga a alejarse de las aventuras "legítimas" del caudillo en desgracia? ¿AMLO "sí está solo" en la cúpula de sus partidos y sobre todo en los momentos cruciales? La estratégica y definitoria pérdida de la tribuna legislativa, y las treguas posteriores que beneficiaban a quien estaba en control de las mejores posiciones, ¿fueron errores genuinos o valores entendidos?
López Obrador mantiene frente a ese cuadro viscoso una breve capacidad de regeneración. Insiste en lo electoral, ya no con el acento puesto en los comicios anteriores sino en los venideros (pide a la gente organizarse para que no se repitan errores de organización y para cuidar mejor las casillas) y mantiene una gira nacional que en cuantía de asistentes y en desórdenes organizativos muestra el adelgazamiento de su movimiento. Lo peor es que los ánimos combativos supervivientes no tienen un cauce político ni ideológico, sino que se les encajona en la repetitiva lamentación de un pasado ya inmodificable, permitiendo que la tarea incesante de la mayoría de los medios de comunicación y el revanchismo social de los presuntos triunfadores electorales lastimen y marginen a esos lopezobradoristas persistentes.
Todo es una caricatura trágica. Los panistas celebran como triunfo olímpico que Felipe Calderón haya llegado a hurtadillas a hacerse de un poder que no le alcanzó ni para pronunciar el discurso de buenas intenciones que acabó diciendo en el Auditorio Nacional convertido en fiesta de familia. Los líderes perredistas y demás frentistas vagan teóricamente y pepenan prácticamente. Y Chente promete un año de silencio mientras la señora Marta prepara reapariciones públicas del tándem ex presidencial. ¡Ah, la insoportable brevedad del ser!
Astillas:
Cuando más débil y entrampado estaba George W. Bush sucedió el enigmático episodio de las Torres Gemelas y, a partir de ese hecho propicio, el texano acusado de fraude electoral tuvo la justificación política para suprimir derechos constitucionales, someter a la prensa al poder por motivos "patrióticos" e institucionalizar la tortura, el espionaje y la persecución por razones raciales, ideológicas y políticas. No todas las Torres Gemelas aprovechables por mandatarios débiles y entrampados deben ser inmobiliarias. Simplemente se necesita "algo" que "justifique" la instalación o consolidación de odios facciosos y la "mano dura" que tranquilice a sectores sociales previamente manipulados por los medios de comunicación aliados (N. del T. ­es decir, Nota del Tecleador-: a lo largo de estas líneas se ha hablado específica e únicamente del caso de Estados Unidos, así es que se pide a los lectores mexicanos abstenerse de imaginar, inferir o extrapolar cosas)... ¡Hasta mañana, sin olvidar a Oaxaca!


Comentario respecto al Astillero de hoy por Julio Hernandez

Sus columnas siempre son fenomenales, pero ahora mas que nunca, esta nota es la mas clara explicación de la situación de nuestro país y del movimiento de AMLO, en mi muy particular punto de vista y es triste lo que comentas de el movimiento, pero es verdad.

Esto mismo que comenta Julio es lo que vi y percibí en el aire que flotaba en el Zócalo, no solo olía a tamal oaxaqueño, también olía a los ausentes, a "ya para que" y a "de todos modos siempre es lo mismo".
A pesar de los pesimistas que faltaron, hubo gente que se levanto y fue temprano y prefirió oler el tamal oaxaqueño y la tinta de las paginas de su Jornada, en donde se leía como nube negra en cielo despejado, "Vicente Fox entrega la banda a cadete" Entre militares, asume Calderón en los pinos.
Aun que después de encontrarse con el cerco de policías y haber caminado 5 kilómetros, los ánimos decayeron, la gente todavía guardaba ánimos suficientes para cotorrear a los polis y pfps.

Pero a pesar de que hay gente entusiasta en el movimiento Obradorista, siendo realistas esto no bastara con el tiempo.

No puede ser que el movimiento se alimente solo de entusiasmo, tenemos que dejar atrás el pasado y pensar, pensar y pensar que carajos vamos a hacer, para gobernar desde la sombra de la legitimidad no consumada (al menos ante la opinion publica que permanece desinformada), y como reinventarnos, hacer la versión reloaded y remasterizada, plus y extra, para poder contrarrestar el excelso trabajo que han hecho los medios desinformativos por probar que lo que dice el señor Mc Luhan es verdad:
"los mayores secretos son mantenidos en secreto por la incredulidad de la gente"
Y desgraciadamente aquí en México la incredulidad tiene cara de Maria Mercedes y Chespirito, quienes ya son casi parte del relicario y credo del pueblo Mexicano, lo que ocasiona que lo que Televisa y Tv Azteca digan sea casi el 11vo mandamiento para muchos.

Otro peligro que se cierne sobre el movimiento es que sea secuestrado como a sucedido con movimientos como el de la APPO, que ha sido tomado por agitadores violentos salidos del Averno y pagados por el PRI para destruir toda credibilidad y confianza en el movimiento y quien sabe, tal vez nos podríamos remitir hasta el origen del mismo movimiento, que aclaro no a su gente, si no a quienes quisieron por intereses de algún tipo que este conflicto comenzara, quizás por distracción...Chupacabras, Náufragos, Oaxaca?.

Por que como ya lo comente en mi relato del día 1 de diciembre, había ahí varios chavos, que no dudo de corazón Obradoristas, pero que no saben que sus acciones mas que mostrar resistencia muestran inmadures y perjudican mas que aportar algo al movimiento, y no dudo que hayan sido incentivados a realizar sus acciones contra la bolsa de valores a nombre de algún prianista pagado para lavarles el cerebro, así que chavos, pinta graffiti, rompe vidrios y los que no saben ni a que van, por favor, es la naturaleza del estudiante el ser revoltoso, pero temo decirles, que dudo mucho que algunos de los que estuvimos presentes mientras arrojaron los globos contra el domo de la Bolsa Mexicana estuviéramos muy de acuerdo con sus acciones, mas bien se escuchaban gritos de desaprobación y finalmente teníamos razón, lo único que sacarían mas tarde en los noticieros, fue lo que pidió Obrador de ni una pared pintada, ni un vidrio roto y las imágenes de los chavos estos arrojando globos con pintura.

Mi peor temor en cuanto al movimiento y su marginación, es que por desgracia los barones del dinero no están de nuestro lado y también el hecho que la gente no tiene solvencia económica para desatender su trabajo por una causa, aun que este muy de acuerdo con ella , hay gente para la cual el simple hecho de gastarse el dinero del metro de ida y el de regreso al zócalo ya le represento un extra que no tenia contemplado dentro de sus cálculos para poder sobre vivir la quincena y ni que decir de los seguidores que venían desde el interior de la republica, apretando el cinturón familiar, talvez lo pueden hacer una , dos y habrá los que un par mas, pero definitivamente dudo que pongan en peligro la economía familiar y el bienestar de los suyos por el movimiento.

Algo tendremos que idear entonces, es verdad también que nuestro querido presidente legítimo Andrés Manuel y su equipo están haciendo una gira por cada rincón del país, pero lo primordial recae en la comunicación que se establezca en cada lugar.

Debería de haber representantes informadores, ya no solo a nivel estado, si no a nivel, poblado, alguien que tome la iniciativa de informar, de pasar los videos de Mandoki, informe sobre el fraude y de la información veraz y puntual.
Alguna manera de internetizarlos, para que estén al día de todo, por supuesto que no en la espera de que esta gente venga al llamado del peje desde los mas recónditos lugares de nuestro país, pero por lo menos que sepa lo que esta haciendo el espurio y que despierten, para que en las próximas elecciones no se dejen lavar el cerebro por sus curas y maestros, alcaldes o guerra sucia de spots, para que el movimiento crezca en conciencia, hacer una campaña de conciencia.

Bueno después de todo mi chorotote, espero que pensemos y pensemos mucho, por que si no lo hacemos, el movimiento puede que este en peligro de convertirse en un simple sentimiento nostálgico en las páginas de la historia, de lo que pudo ser y no fue.

Así que no debemos dar ni un paso atrás como dice AMLO, ni siquiera para tomar impulso.

¡Es un honor estar con Obrador!

http://losneoinsurgentes.blogspot.com/

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home